Inicio » Las precauciones que hay que tomar después del bótox según la Dra. Alfonsina Uriburu

Las precauciones que hay que tomar después del bótox según la Dra. Alfonsina Uriburu

por Redacción

El bótox es una toxina que se utiliza para corregir imperfecciones y dar una mejor apariencia al rostro. Las preparaciones previas al tratamiento son tan importantes como las precauciones después del bótox que recomiendan los especialistas, así se ha visto en https://barcelona.radio.fm.

La Dra. Alfonsina Uriburu, especialista en medicina estética, cuenta con 11 años de experiencia en el sector. Es especialista en ginecología y obstetricia y, además, tiene un máster en medicina estética y en láser médico quirúrgico para la mujer. La experta transmite el conocimiento a los pacientes y, por esta razón, ha elaborado una lista de recomendaciones a seguir después de la aplicación del bótox.

¿Cuáles son las precauciones después del bótox a seguir?

Los tratamientos que utilizan bótox requieren un cuidado previo y posterior a la aplicación de la toxina. La lista de recomendaciones elaborada por la Dra. Alfonsina Uriburu tiene el objetivo de garantizar la efectividad del tratamiento y de evitar cualquier riesgo.

Para empezar, es necesario acordar una primera cita de revisión después de entre los 15-21 días posteriores al tratamiento. El objetivo de la cita es poder hacer cualquier retoque que sea necesario como, por ejemplo, corregir alguna asimetría o arruga.

Otra precaución que la doctora traslada a los pacientes es no acostarse durante las siguientes cuatro horas, ni ponerse maquillaje o masajear la zona. De esta manera, se evitará el posible derrame del líquido por debajo de la piel. En este sentido, también recomienda evitar colocarse cascos de moto o gafas de natación o buceo que puedan presionar y desplazar el líquido a otras zonas del rostro.

La Dra. Alfonsina Uriburu también ofrece consejos para evitar la inflamación de la zona de la inyección. Entre ellos, evitar la sauna y los tratamientos faciales, como la mesoterapia o la carboxiterapia. De lo contrario, los tratamientos podrían provocar inflamación, enrojecimiento y disminución de la acción de la toxina.

Finalmente, también aconseja no tomar tratamientos antibióticos. También es mejor no realizar tratamientos de radiofrecuencia o ultrasonidos locales porque disminuyen el efecto y la duración del bótox.

La duración del bótox y lo agentes que disminuyen su efecto

La duración del tratamiento depende en gran medida de las precauciones después del bótox. Generalmente, estos procedimientos no duran más de cinco meses. Por este motivo, es recomendable repetir el tratamiento entre dos o tres veces al año.

Para asegurar una máxima duración, es clave que los profesionales administren bótox de calidad y que lo conserven a la temperatura adecuada, que según la doctora, es entre los 2ºC y 8ºC. Fumar también puede reducir la eficacia del tratamiento, debido a la baja oxigenación y a los movimientos que realiza la persona al fumar. En relación a esto, gesticular demasiado también puede disminuir el efecto del bótox, sobre todo en personas muy expresivas o que trabajan en actuación. Finalmente, la alta exposición al sol antes y después del tratamiento reduce considerablemente los efectos del bótox.

También te puede gustar